Pasar al contenido principal

El valle de Can Masdeu es una red de proyectos que resiste, al ritmo de las estaciones, la voracidad de una ciudad sin límites. Un acto de desobediencia creativa en el mundo del dinero, del humo y las ordenanzas, del ruido y la velocidad. Una propuesta de cooperación colectiva y convivencia entre generaciones a los pies de Collserola y con las raíces en Nou Barris. El valle comprende 35 hectáreas de suelo calificado como equipamientos, forma parte del Parque Natural de Collserola y es propiedad del Hospital de Sant Pau. Sin embargo, desde el punto de vista del uso, la custodia activa de este territorio rurbano la están ejerciendo los colectivos que, desde el año 2001, la han recuperado como espacio agrícola y social. Esta red moviliza cientos de personas, vinculadas a alguno de los cinco proyectos del valle y visceralmente convencidas de que la tierra es de quien la trabaja. Reivindican la defensa agroecológica de Collserola y una gestión pública del valle, entendiendo lo público sobre todo como recuperación de los comunes, es decir, espacios y recursos sustraídos a la lógica mercantil y autogestionados por la comunidad.